¿Cuál es la causa de la úlcera gastroduodenal?

viernes, 26 de diciembre de 2014

Habitualmente suele relacionarse con ciertos antiinflamatorios y  con el estrés pero ¿sabía que, en la mayoría de los casos, la provoca una bacteria llamada Helicobacter pylori?Aunque Helicobacter pylori convive con el ser humano desde hace al menos 50.000 años, se descubrió en la década de los ochenta del siglo pasado e hizo a sus artífices merecedores del Premio Nobel en Medicina en 2005.

Robin Warren, patólogo australiano, y Barry Marshall, experto en medicina clínica, formaron un tándem perfecto: un perseverante médico de laboratorio, y un clínico entusiasta capaz de cualquier cosa para hacerse oír.


Consiguieron  aislar a Helicobacter pylori y comprobaron no sólo la relación con algunas lesiones gastrointestinales (gastritis, úlcera gástrica y duodenal) sino también que era posible curar dichas dolencias, consideradas crónicas y muy discapacitantes, con un simple tratamiento antibiótico.

 Sin embargo, la comunidad médica fue muy reticente a reconocer sus hallazgos. Creían que era imposible que una bacteria sobreviviera en el medio ácido del estómago, y que las úlceras eran debidas a factores como el estrés y la hipersecreción ácida.

Ante la incomprensión de sus colegas, Marshall, que no podía experimentar con animales (la bacteria sólo afecta a primates), ni con humanos, recurrió al único “animal de experimentación” que podía reclutar: él mismo.

Tras hacerse una endoscopia basal, se bebió un cultivo del microorganismo provocándose a sí mismo una gastritis, demostrando definitivamente la participación fundamental de Helicobacter pylori en la génesis de los trastornos gastrointestinales.

Esta  bacteria coloniza el  estómago humano de hasta el 50% de la población adulta en países desarrollados, y del 80% en países en vías de desarrollo.

La mayoría de los sujetos infectados no desarrollan síntomas. Sin embargo, si presentan sintomatología, produce gastritis, úlcera e incluso cáncer si persiste mucho tiempo en el estómago. Se estima que es la causa directa del más del 90% de úlceras duodenales y de hasta el 80% de las gástricas.Y el cáncer de estómago, con el que se relaciona la bacteria,  es la tercera causa de muerte por esta enfermedad a nivel mundial (OMS, febrero 2014).

La infección por Helicobacter pylori se suele contraer durante la infancia, frecuentemente por transmisión dentro de la familia. Una vez alcanza el estómago, su hábitat natural, puede permanecer en él toda la vida. Cuenta con mecanismos para soportar la extrema acidez y los movimientos peristálticos que la impulsan hacia fuera, así como para eludir la respuesta inmune del huésped humano: es una bacteria espiral y puede «atornillarse» para colonizar el epitelio estomacal.

Afortunadamente puede ser eliminada con un tratamiento combinado de antibióticos e inhibidores de la secreción ácida. Asimismo se ha avanzado muchísimo en su diagnóstico, de manera que hoy es posible llevarlo a cabo con seguridad con pruebas sencillas, rápidas y de bajo coste. 

Fuente: www.salud.ideal.es
 

Blogger news

Blogroll

Most Reading

Tags